Tiempo estimado de lectura: 2 min.

La plataforma de transporte móvil china llega a la Ciudad de México, tras haber probado su modelo en Toluca, Monterrey, Guadalajara y, más recientemente, en Chihuahua y Mexicali.

Con tarifas que prometen ser entre 5 y 8 por ciento más bajas que la competencia y la promesa de un salario superior para sus conductores, la plataforma de transporte de pasajeros Didi Chuxing comenzó a operar en la Ciudad de México.

Luego de probar su modelo desde abril en Toluca -y posteriormente en Monterrey, Guadalajara, Chihuahua y Mexicali- la firma se declaró lista para entrar a una ciudad que implica retos logísticos sin precedentes, señaló el director de operaciones para Puebla, Toluca y Ciudad de México, Pablo Mondragón.

Para enfrentar a Uber y Cabify, la firma presidida por Qing Liu le apuesta a una estrategia que combina tarifas bajas y la promesa de una mayor seguridad. De esta manera planea posicionarse en el que se considera uno de los mercados más importantes de Latinoamérica.

Por lanzamiento, durante la primera descarga DiDi ofrece un paquete de siete cupones con valor de 500 pesos y vigencia de 10 días. A los conductores, les paga un sueldo de hasta 12 mil pesos semanales al disminuir su margen y cobrar una tasa de servicio del 10 por ciento, en comparación con el 20 a 25 por ciento que cobran los competidores.

En términos de seguridad, la aplicación ofrece herramientas como un botón de pánico, la línea directa DiDi Rescue y la posibilidad de compartir el viaje hasta con cinco personas.

La oferta de servicios de transporte seguirá creciendo en los próximos meses. Para el primer trimestre del 2019 se espera la llegada de Beat, una aplicación de pasajeros que cuenta con el respaldo de Daimler Mobility Group y que ya opera en otras capitales de América Latina.