Tiempo estimado de lectura: 3 min.

Servicios de suscripción, contenidos publicitarios y comisiones por ventas en línea, son tres de las oportunidades de negocio que ya se pueden emprender con bots.

Mientras revisa un catálogo de autos en una página web, un cliente escucha una voz que le pregunta si desea agendar una cita en la agencia. Le responde y en unos cuantos segundos, tiene la entrevista separada en su calendario.

Un grupo de amigos que desean ordenar pizza, abren una aplicación con la que “hablan” sobre los ingredientes disponibles y las promociones vigentes, hasta que hacen su pedido. La voz les informa el tiempo exacto que tardará en llegar su comida e incluso se despide con amabilidad.

Esta tecnología ya no sorprende a nadie, pues los bots se popularizaron en esta década y cada vez más consumidores se adaptan a ellos. Sin embargo, el potencial de esta tecnología apenas comienza…

Así lo demuestran las inversiones realizadas por firmas como Microsoft, Google y Facebook para desarrollar bots más personalizados, naturales e inteligentes. Y mientras la investigación avanza y se nutre del machine learning, nuevos modelos de negocio se van configurando.

Los bots -que permiten a las computadoras realizar múltiples tareas sin ayuda de humanos- no se quedarán en reservar hoteles y calendarizar eventos. Estas son algunas de las oportunidades que ya se avizoran para esta tecnología.

1. Modelos de suscripción

Debido a que reducen los tiempos para realizar tareas rutinarias, agilizan los tiempos de atención al cliente y en general mejoran la productividad de las empresas, se espera un crecimiento en los servicios de suscripción a distintos tipos de bots (modelo conocido como Software as a Service o SaaS).

Los chatbots son un tipo de bot que permite a las computadoras procesar el lenguaje humano a una velocidad sin precedentes. Fotografía vía Pexels.

2. Contenidos publicitarios

Como los bots están reemplazando las funciones del motor de búsqueda de Google, se proyecta un gran potencial para los contenidos publicitarios, especialmente a través de los chatbots o servicios de voz.

Conforme estos chatbots ofrezcan conversaciones más personalizadas, la oportunidad para las ventas será mayor. El principal reto para los desarrolladores, en este punto, es desarrollar interfaces más inteligentes y naturales, que tengan más contexto.

3. Comisiones por ventas en línea

Está demostrado que esta tecnología influye en las decisiones de compra en el comercio electrónico. Un bot bien programado, que ofrezca respuestas personalizadas a los internautas, puede impulsar las ventas.

Es lo que se conoce como “comercio conversacional”, término acuñado por Chris Messina, diseñador de producto y creador de los hashtags. De acuerdo con Shopify, con un bot una tienda en línea puede:

  • Ayudar a tomar la decisión de compra
  • Ofrecer códigos de descuento
  • Responder preguntas sobre productos agotados
  • Obtener retroalimentación de los clientes
  • Enviar notificaciones de entrega
  • Mandar videos con explicaciones sobre el producto
  • Convertir una recomendación de un cliente en un anuncio

Caja de herramientas

  • Bot: Software de inteligencia artificial diseñado para realizar una serie de tareas por su cuenta, sin la ayuda de un ser humano.
  • Chatbot: Un tipo de bot que es capaz de simular una conversación. Es parte de la rama conocida como “robótica conversacional”.
  • Aplicaciones actuales: Servicios de ventas y atención al cliente; asistentes virtuales, como ya lo hace Slack; y servicios de emergencia, como los avisos de Telegram y Twitter en caso de terremoto.