Tiempo estimado de lectura: 3 min.

Así es como los trabajadores independientes y personas despedidas pueden tramitar su servicio de seguridad social y el retiro por desempleo. 

La seguridad social para desempleados y trabajadores independientes es más relevante que nunca, ahora que el desempleo llegó a niveles elevados y más de la mitad de los mexicanos redujo sus ingresos. 

Los trabajadores independientes y quienes perdieron su empleo recientemente, pueden acceder a esquemas de seguro médico, a través del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS); y además, obtener fondos del Retiro Parcial por Desempleo, a través de las Afores y el propio IMSS. 

Esquemas de seguridad social  

En primer lugar, los trabajadores no asalariados pueden acceder a los servicios del IMSS a través de dos alternativas, según explicó la directora de Incorporación y Recaudación, Norma Gabriela López Castañeda: 

1. El Seguro de Salud para la Familia 

Cualquier persona puede contar con aseguramiento en materia de salud, en los tres niveles de atención del IMSS. Se debe realizar una solicitud y cubrir una cuota anual anticipada, que va desde los 4 mil 650 pesos por persona.  

2. La continuación voluntaria al régimen obligatorio 

El aseguramiento por continuación voluntaria es para los extrabajadores que desean continuar realizando aportaciones a su cuenta individual, para seguir acumulando semanas de cotización y contar con una pensión en mejores condiciones.  

El único requisito es que haya pasado un plazo menor a cinco años desde la última semana cotizada.  

“Estas alternativas de aseguramiento pueden ser especialmente relevantes para los trabajadores que lamentablemente han perdido su empleo, ya que les permite seguir contando con algunos de los beneficios de la seguridad social”, comentó la funcionaria.  

El Retiro Parcial por Desempleo  

Hasta el momento, el IMSS ya aprobó más de 6 mil 300 solicitudes del apoyo de retiro de dinero de la Afore

Los requisitos para acceder a este retiro son: 

  • Tener 46 días naturales de estar desempleado 
  • Haber estado registrado al menos durante tres años con una Afore  
  • Llevar al menos dos años cotizados en el Seguro Social 
  • No haber efectuado retiros en los últimos cinco años  

Una vez cumplidos los requisitos, las personas interesadas deben presentarse en su Afore y solicitar el Retiro Parcial por Desempleo. La Afore enviará la información al IMSS, quien certificará en su caso este derecho.  

¿Cuánto es posible retirar? 

Si el extrabajador tiene al menos tres años con su cuenta individual y un mínimo de dos años de cotización, podrá retirar lo equivalente a 30 días del último salario base de cotización registrado, según informó el IMSS

Si el interesado tiene al menos 5 años con su cuenta individual, el monto que puede retirar corresponde a lo que resulte menor entre el importe correspondiente a 90 días de salario, o bien, el 11.5 por ciento de los recursos acumulados en la subcuenta de retiro.  

Sube el desempleo, bajan los ingresos  

Más de 12 millones 500 mil trabajadores perdieron sus empleos durante abril, reveló la Encuesta Telefónica de Ocupación y Empleo (ETOE), del INEGI. La desocupación provino, sobre todo, de la economía informal:  

  • 2.1 millones de empleos se perdieron en el sector formal 
  • 10.4 millones de trabajos pertenecían a la informalidad 

De esta forma, uno de cada 4 mexicanos carece de una ocupación remunerada. Sin embargo, cabe destacar que muchos de los empleos perdidos en el sector formal, podrán ser recuperados en cuanto se levante la suspensión laboral.  

Asimismo, más de la mitad de los mexicanos redujeron sus ingresos en 60 por ciento, de acuerdo con el estudio “Covid-19: reinicio forzado al consumo básico”, realizado por la consultora EY.